Cristina Cañadas

Cristina Cañadas

Ejecutiva de cuentas sénior

Mi plan perfecto: un día de campo en otoño, soleado y con las hojas de los árboles de color amarillo con mi familia y amigos que termine en un bar bien cerquita de una chimenea. El olor a leña por la calle es una de mis pasiones, quizás porque he pasado muchos días de mi vida en un pueblo de la Alcarria que invita a tener un buen fuego encendido.

En el ámbito profesional, lo que más me gusta es el trabajo en equipo y que cada día aprendo algo nuevo.

Un libro que leer una y otra vez, El Clan del Oso Cavernario.

Volver